Anécdotas / Cena Pan y Vino / Noticias al Día /

ROMPIENDO FRONTERAS

ROMPIENDO FRONTERAS

foto-armados-6

Entrega. Eso es lo que define el servicio que están desempeñando un grupo de voluntarios de Hogar de Cristo que desde el 23 de abril se vincularon al proceso de reconstrucción. Aunque el llamado atrajo a casi un millar de personas, poco a poco el grupo se ha ido depurando  y a la vez consolidando en su accionar. Los que se mantienen desde entonces han logrado fortalecerse como equipo, acompañados siempre por la organización que reflexiona constantemente la experiencia que llevan a cabo, tanto en levantamiento de información, como en armados. Todos los participantes, profesionales y estudiantes en su mayoría (incluyendo estudiantes del colegio jesuita San Felipe Neri, de Riobamba), disfrutan de lo que dan y reciben, muchas veces sin esperar nada a cambio. Tras concluir con la construcción de la casa, el grupo bendice el nuevo hogar con una oración, afianzando la idea de un nuevo inicio, un mejor mañana.

 

En el grupo se puede apreciar unidad, deseos de compartir y de redescubrir una realidad poco frecuente a sus ojos. Las familias de la comunidad, por su parte, se sienten acogidas y brinda con calidez todo aquello que tienen. Ambos se funden en un sentimiento profundo que logra romper las fronteras.

 

Los voluntarios no solo se solidarizan con la comunidad y redescubren su realidad, sino que contribuyen a reactivar la economía de algunas familias, adquiriendo los productos que expenden.

 

En un ambiente de aprendizajes mutuos (comunidad/voluntariado) se potencian habilidades y se fortalecen lazos de amistad ¡Gracias a todos por darse! #EsTiempoDeDar